¿Es la personalización de contenidos eficaz? ¿Y es lo que queremos?

En este vídeo de una TED Talk de hace 3 años el autor del libro “The Filter Bubble: What The Internet Is Hiding From You“, Eli Pariser, hace una exposición de la principal tesis de su libro, a saber: Google y Facebook están utilizando filtros de personalización que si bien de entrada parecen una buena idea, ya que se adaptan al gusto de cada usuario la información que ofrecen, en realidad están limitando (y sin avisar, o sin avisar lo suficiente) el tipo de información que cada usuario recibe.

Sinceramente, a mí el vídeo me parece escalofriante. Todos los que me conocen saben que soy pro-tecnología, lo he sido siempre: disfruto con todas las posibilidades de Internet desde que se empezó a popularizar la web, trabajo como consultor SEO, me gustan los gadgets tecnológicos, tener una tele LED de tropocientas pulgadas, casi no escucho CDs y soy adicto a mi smartphone en el que veo series, mi tablet y mi Spotify Premium… Me parece bien la llegada del cine digital y lo que que puede suponer de abaratamiento en las producciones, en fin… creo que no soy sospechoso de ser rancio en temas tecnológicos.

Pero este vídeo me da miedo, porque si todos estamos expuestos a esto, y tantas personas que ignoran cómo funciona esto tienen tan reducido sin saberlo su campo mental de información… Por eso, a pesar de que han pasado 3 años, el vídeo me parece absolutamente actual, y que merece difusión. No solo no hay que dar por hecho que todo está en Internet, ni buscadores ni redes sociales indexan todo el contenido del mundo; no solo hay que tener claro que lo que se nos muestra NO es la realidad; además, hay que tener absolutamente claro que ni siquiera es nuestra realidad, o la realidad que necesitamos ver. Porque todo el contenido que nos muestran buscadores y redes sociales está basada en una personalización hecha por un algoritmo que fundamentalmente premia la relevancia, y no la importancia, ya que los algoritmos todavía no son tan eficaces como los editores humanos. Quien sabe de este tema necesita mejorarlos, y es deber de todos estar atentos y exigir que suceda.

Al mismo tiempo, creo firmemente en la necesidad de que seamos nuestro propio editor de información, con criterio para saber qué nos interesa y qué no, cuánto queremos saber sobre ello y tener curiosidad por conocer las distintas versiones de una misma historia.

Con Internet es más fácil informarse, también es más fácil estar completamente desinformado y no saberlo. Otra cosa es que no te interese, pero si te interesa, ten en cuenta que tus principales fuentes de información, en las que pasas más tiempo durante el día, están afectando tu percepción de las cosas, filtrando lo que ves de una forma que igual no te interesa.

Publicado por

Gonzalo Arrabal

Trabajo en Desigual, como Traffic Acquisition Manager.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *